Ella es la muerte

Ella es la muerte

Felipe es un niño de 10 años aficionado a los cuentos de terror, especialmente los de Edgar Allan Poe. Sin embargo, se sugestiona tanto con las historias que lee, que no logra sacarlas de su cabeza, y siempre está viendo situaciones extrañas donde no las hay.

Su nueva vecina es una mujer inquietante: vive sola, no tiene amigos, las personas la evitan, siempre está muy seria y la rodea un ambiente fúnebre. Una serie de acontecimientos inexplicables, acompañados de palabras desconocidas para él, como duelo, pena, liquidación, desahucio y expiración, hacen que Felipe se convenza de que su vecina es la Muerte, y todo parece indicar que la siguiente víctima sería su adorado abuelo.